Colección “Mi primer…”

Foto: RTVE

Hoy recomendamos una colección infantil que tiene una característica muy especial: todas las obras están escritas por las grandes plumas de la literatura hispanoamericana actual.

Aunque parezca lo contrario es muy difícil escribir historias para niños: es un público extremadamente exigente, el lenguaje debe de ser especial ya que debe de adaptarse al nivel de comprensión de cada edad, las ilustraciones deben ser tenidas en cuenta ya que ocupan un lugar predominante y complementario…

Muchos escritores consagrados o no se atreven con dicha empresa, o ni siquiera se lo han planteado. En 2010 Pérez Reverte idea, junto con la editorial Alfaguara, hacer una colección de libros infantiles escritos por lo más granado de la literatura de nuestro país. Según sus propias declaraciones, un día se dijo:

Qué bonita sería una colección de cuentos para niños donde pudieran estar los autores más importantes en lengua española…

En su cabeza se fue fraguando la idea de…

Unas obras que plantearan argumentos que no son muy frecuentes para los textos infantiles.

Y se puso en marcha. Hizo una lista con el nombre de varios de sus amigos literatos…

Para ello les llamé uno por uno y escribí el primer libro de la colección, que sería ‘El pequeño Hoplita’, para enviárselo a todos los que iban a participar y engancharles al proyecto

Uno de los primeros que recogió el guante -y que junto a Pérez Reverte presentó la colección a la prensa- fue el premio Nobel Mario Vargas Llosa. En sus declaraciones se nota su entusiasmo e implicación con el proyecto:

Esta colección es una magnífica iniciativa y creo que propuestas como éstas harán que las nuevas generaciones no renuncien a la literatura, ya que hay un extraordinario empobrecimiento de ésta.

El Nobel destacaba en la presentación la enorme importancia de las ilustraciones. Cada autor escogió un ilustrados que captara perfectamente el sentido de su obra y así habla Vargas Llosa de Marta Chicote que ilustró su historia:

Yo siempre tengo problemas para imaginar a mis personajes con nitidez y claridad, siempre los veo como personajes cuyos perfiles y rasgos se me borran, Marta ha sabido ilustrar el cuento tal y como yo me lo imaginé.

La colección se editó en los primeros años de la década de los 10, con autores como Juan Marsé, Almudena Grandes, Javier Marías, o Eduardo Mendoza. El éxito fue tal que tanto “El País” como “El Mundo” la convirtieron en una de sus colecciones para sus lectores.

Esta colección cuenta con muchos alicientes: Es interesante que los niños lean ya desde los inicios esta literatura de calidad, escrita por escritores ya consagrados, que van a ser los autores de sus lecturas del futuro. Sus ilustraciones son otro de sus puntos fuertes, pero hay otra cuestión que le añade un nuevo componente de originalidad: los temas son completamente distintos a los que se pueden ver en este tipo de álbumes o primera lecturas para niños. Es muy poco frecuente la incursión de la literatura para estas edades en la novela negra, en la novela histórica, o en la de costumbres.

Cuando se publicaron obtuvieron un notable éxito que se refrendó en la gran cantidad de préstamos que sus volúmenes acuñaban en nuestra Sección Infantil. A día de hoy la colección cuenta con tan solo nueve volúmenes. Es una colección que no ha tenido continuación en el tiempo que pero sigue siendo muy interesante para las nuevas generaciones de niños, por eso hoy recordamos su existencia y recomendamos su lectura.

Antes de desglosar cada uno de los libritos de esta colección queremos compartir esta reflexión de Pérez reverte sobre lo que es un libro:

Imaginad un pirata en un barco, un soldado en una batalla, un príncipe en un palacio, un mendigo por unas calles; un libro es como una máquina del tiempo en la que se puede montar y recorrer, con diversos personajes, distintas fases de la historia, eso es un libro.

Fonchito y la luna de Mario Vargas LLosa

¿Quién no se ha enamorado alguna vez de la niña más guapa de su clase? ¿Quién no se acuerda con ternura de su primer beso? Justo eso es lo que vive el personaje principal de esta bonita historia de amor infantil. Fonchito solo piensa en besar en la mejilla a Nereida, «la niña más bonita de su clase». Acercarse a ella sin que se den cuenta sus compañeros es todo un reto, pero nada que ver con los deseos de su enamorada. Para conseguir su beso, Fonchito tendrá que superar un gran reto, pero nada es imposible para conseguir su objetivo.

En Mi primer Mario Vargas Llosa podrás vivir con el pequeño Fonchito las emociones del primer amor y descubrir que no hay nada que uno no pueda hacer por un ser querido, ¡incluso si este te pide la Luna!

El pequeño hoplita de Arturo Pérez Reverte

En Mi primer Arturo Perez-Reverte descubrirás la historia de la famosa batalla de las Termópilas, con un niño como testigo de los acontecimientos y una importante misión que cumplir.

El pequeño Hoplita narra la gesta espartana buscando el protagonismo de un joven infante que sigue al selecto ejército y es encargado contra su voluntad de anunciar en Esparta la derrota sin supervivientes. El autor no le ha restado crudeza a la temática ni a los acontecimientos, si bien personificar en un menor la figura de los supervivientes del relato de Herodoto –Pantites, Aristodemo y Eurito– endulza su final dado que éstos sufrieron la deshonra y la muerte y el niño protagonista es recibido por su madre con la esperanza de perpetuar el pueblo lacedemonio.

El detective Lucas Borsalino, de Juan Marsé

En Mi primer Juan Marsé conocerás a Lucas. Cuando Lucas cumple siete años, le regalan un sombrero muy especial que había pertenecido a gánsteres y detectives. Así que Lucas decide ponerse el sombrero y convertirse en detective. ¿Será capaz de resolver los misterios de su vecindario?

En este álbum, un mundo de misterios difíciles de resolver, con personajes sospechosos y un investigador abrumado de interrogantes, típico de las novelas detectivescas, ha pasado al universo de los libros para niños con bastante éxito.

¡Adiós, Martínez! de Almudena Grandes 

Casilda no es feliz en el colegio. Pero encontrará un amigo muy especial con quien compartirlo todo. En Mi Primer Almudena Grandes averiguarás cómo una buena amistad supera cualquier fantasía.

¿Quién no se ha sentido, alguna vez, un bicho raro? A Casilda le acomplejan sus carnes mientras que Martín cree que el aparato y las gafas son la causa de su marginación escolar. Por ello, el chico mitiga su soledad junto a Martínez, un álter ego imaginario que luce aquellos dones que a él la naturaleza le ha negado. Este será su escudo hasta que, junto a Casilda, recupere la autoestima al descubrir que todos tenemos una parcela en la que destacar.

Ven a buscarme de Javier Marías

En Mi primer Javier Marías encontrarás un misterio enterrado en el bosque, que tal vez conduzca hasta el primer amor. Una historia donde el amor y la generosidad salvan las barreras del tiempo.

Héctor de 8 años veranea todos los años en el pueblo de sus abuelos. La abuela les prohíbe a él y a su hermana internarse en el bosque, pero Héctor siempre desobedece. Un verano encuentra medio enterrada en el bosque una caja de metal que contiene una foto antigua de una niña y una carta en la que Celia( la niña de la foto) pide ayuda porque no quiere abandonar el pueblo par ir a vivir a la gran ciudad. Pide que alguien la rescate, que alguien vaya a buscarla. Nada más ver la foto Héctor piensa que es la niña más guapa que jamás ha visto y siente que tiene que ayudarla, siente la obligación de ir a buscarla…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s